25 de Mayo 2018. El Rio Guadalmedina. Un valor hidrogeológico natural históricamente vilipendiado. Aula museo de geologia Málaga.

Home  >>  Actividades Realizadas  >>  25 de Mayo 2018. El Rio Guadalmedina. Un valor hidrogeológico natural históricamente vilipendiado. Aula museo de geologia Málaga.

25 de Mayo 2018. El Rio Guadalmedina. Un valor hidrogeológico natural históricamente vilipendiado. Aula museo de geologia Málaga.

Palabras Clave Educativa: Río Guadalmedina, Presa del Limonero, acuífero cuaternario, Plioceno impermeable, sedimentación y acarreos, inundabilidad, dragado, regulación hidrológica, canales, Nyhavn, Copenhague

Uno de los objetivos que trazó el aula museo de geología desde su constitución en el año 2016 como entidad privada  reivindicativa del papel de la geología y el geólogo en nuestra sociedad, fue la puesta en valor y potenciación de los recursos geológicos locales y provinciales,  llámense recursos naturales minerales o industriales asociados a la explotación de minas (patrimonio minero), lugares de interés geológico (LIG) y como no los recursos hidrogeológicos, la fuente de la vida. En este caso, categorizamos un elemento urbano que atañe a los recursos hidrológicos de la ciudad – el acuífero cuaternario del Guadalmedina-, que históricamente ha sido vilipendiado y apestado por la ciudadanía por su distintivo de “amenaza potencial” frente a la inundabilidad de la ciudad de Málaga, hoy día un riesgo completamente regulado y controlado, independientemente de un uso urbanístico todavía “no asignado”, que incluye un enorme “asset” infravalorado para la ciudad. Muchos han sido los ríos de tinta de ideas y actuaciones por distinguidos ingenieros y urbanistas de la ciudad sobre proyectos posibles en su cauce y urbanización lateral, algunas brillantes, pero la realidad hidrológica del Guadalmedina permanece igual, un espacio con un potencial enorme, terriblemente degradado e ignorado por la confrontación endémica entre administraciones y competencias, y la extrema complejidad de un sistema burocrático enquistado e incapacitado para resolver los problemas de la urbe o la ciudadanía, eternamente a la espera de un plan definitivo.

En esta nota del blog, y pese a que ya fuimos objeto de articulo de opinión en el Diario Sur de Málaga (opina autor que suscribe Juan C Romero Silva, geólogo “El Guadalmedina y el sentido común” 25 Septiembre 2016), en la que se explicaban razonables propuestas de actuaciones hidráulicas en la siempre peligrosa presa del Limonero con desviaciones hacia otras subcuencas para reducir y anular el impacto de las puntas de precipitaciones sobre ella, evitar el riesgo de una hipotética inundación, y proceder al uso de recreo del espacio fluvial urbano,  incorporamos ahora una serie de ideas por si fueran del interés de nuestros lectores, que con muy poco, podrían transformar la ciudad en un increíble espacio placentero de ocio y paseo para la ciudadanía y nuestros visitantes, basada en el modelo – con sus diferencias – del canal Nyhavn de Copenhague, que desemboca en el puerto de aquella ciudad.

Una transformación sin parangón en la ciudad, que dibujaría una explosión de color, actividad y vida en el río, actualmente gris y apagado, como podemos imaginar en las fotos e instantáneas siguientes,…..sobran las palabras para hacer volar la imaginación en 3D, cuestión de voluntades…políticos, ingenieros, arquitectos y geólogos especialistas en geotecnia.

De una forma resumida, para el paso de dicha transformación, pues el blog no da para mucha mas extensión, las actuaciones e ideas generales implicarían las siguientes:

  • Regulación y control de caudales hidrológicos en cabecera, desvíos y actuaciones en las presa del Limonero para minimizar y casi anular su función actual siempre peligrosa ante riesgo sísmico, de almacenaje, retención y también regulación torrencial. Esto es fundamental para abordar la idea y el riesgo ante desastres naturales del canal, e iría encadenado a la necesidad o no de recrecimiento de muros actuales de encauzamiento, en caso de optar por no hacer nada en cabecera, según el periodo de retorno de avenidas del cálculo, con plataformas en voladizo cubiertas por pérgolas.
  • Limpieza periódica de sedimentos y acarreos en cauces, con elementos de laminación aguas arriba de la actuación.
  • Refuerzo de las pilas de los puentes actuales y otras estructuras con recintos estancos de tablestacas metálicas, en caso de afección.
  • Dragado del fondo de cauce actual y el aluvial-acuífero libre cuaternario hasta alcanzar los metros necesarios bajo el nivel del mar. No sería necesario dragar todo, sino del tramo-segmento deseable (i.e puente de Tribuna de los Pobres hasta desembocadura) para obtener un pequeño calado siempre referido a pequeñas embarcaciones de recreo tipo góndolas o jábegas, y gálibo limitado en puentes.
  • Elevación de pasarelas y muros laterales de encauzamiento del río actual si necesario para uso de ocio recreativo ciudadano.
  • Refuerzos de muros de escolleras y gabiones donde se estime necesario (escaleras de acceso, pantalanes, puentes actuales, etc..)
  • Protecciones temporales mediante recintos tablestacados empotrados en el Plioceno impermeable – arcillas-margas – , situado a unos 20 metros de profundidad, durante las operaciones de dragado.
  • Aprovechamiento de áridos y zahorras naturales – cantos, bolos, gravas, arenas – provenientes del dragado para la realización de la obra fluvial.
  • Aprovechamiento del caudal subálveo del acuífero cuaternario para operaciones de limpieza y jardines.

Desde nuestra modesta visión geológica-ingenieril, pretendemos realizar una aportación constructiva para la ciudad, nuestra ciudad y su potencial, nada es imposible tan sólo aunar los esfuerzos necesarios entre disciplinas y colectivos por el bien común de nuestra ciudad….; la aportación de ideas que acercan al debate sobre nuestra experiencia en importantes proyectos de ingeniería y como no, de dragados fluviales como los que actualmente se acometen en los lejanos Emiratos Árabes, para llevar canales de agua de mar al desierto y las urbanizaciones de lujo, y transformar los infiernos calcinados en cielo y hacer navegable aquellos espacios sin vida, como es el caso de algunos proyectos donde participamos como The Creek en Dubai, o las marinas resort de Qatara (Qatar).

Son sólo ideas, el riesgo de la presa existe con o sin canal fluvial. El Guadalmedina un extraordinario “asset” vilipendiado por la ciudad.

 

Comments are closed.
Translate »